Pedirle a Dios

1 Juan 5:14

14 Ésta es la confianza que tenemos al acercarnos a Dios: que si pedimos conforme a su voluntad, él nos oye. Nueva Versión Internacional (NVI)

A veces creemos que Dios esta en una lámpara como un genio al cual podemos frotar para que Él cumpla nuestros deseos. Estoy seguro que Él puede hacer todo lo que tu le pidas, pero por alguna razón, nunca he visto que Dios trabaje de esa manera.

El problema está en que cuando oramos pedimos mal, pedimos usando el formato de un “genio en una lámpara”. Me explico, oramos con la mentalidad basada en que Dios haga y nosotros quedarnos pasivos, sin hacer nada esperando que Él venga a resolver. Por

soldado orando

soldado orando

ejemplo, tendemos a orar a Dios diciendo: “Dios, quítame esta atadura”, cuando la realidad es que debemos mejor decir: “Señor dame sabiduría y enséñame que tengo que hacer para eliminar esta atadura sexual”.

Puedes orar por largos años, humillarte, ir a retiros pensando que por esto podrás luchar solo y que podrás ser lo suficientemente fuerte para sobrepasar esta prueba.

En ves de decir: “Dios, líbrame”, mejor dile: “Dios que decisiones radicales tengo que hacer para ser libre de la atadura sexual”. Créeme herman@ Dios te las mostrará, que de tu parte tomar una decisión sabía que glorifique a Dios y no a tu carne.

Dios quiere darte un lugar para que tu tomes de una ves y por toda responsabilidad hacia tus acciones.

La palabra de Dios a través de este versículo declara “que si pedimos conforme a su voluntad, él nos oye”.

Entonces, ¿qué es pedir según Su voluntad?

Es curioso notar como Dios en su palabra nos ordena orar. En su gran mayoría, nuestras oraciones deben ser para orar por los demás y no por nosotros. No estoy diciendo que no podamos orar por nosotros (Mateo 26:41), sino que la mayoría de nuestras oraciones deben ser para los demás.

Esto es ideal para cualquier hombre o mujer que lucha contra la atadura sexual, orar por los demás es un ejercicio excelente y de extrema ayuda para cualquier atadura.

Me explico…

El hombre o mujer que lucha contra la atadura sexual esta acostumbrado a servir a su “yo”. Mientras que orar por los demás hace menguar tu auto-centricidad.

La palabra de Dios nos enseña que debemos orar por sabiduría (Santiago 1:5), orar por nuestros enemigos (Mateo 5:44), por los que están haciendo la obra de Dios (Lucas 10:2), orar por la salvación de Israel (Romanos 10:1), orar por los que ministran la palabra de Dios (2 Tesalonicenses 3:1) orar para que no entremos en tentación (Mateo 26:41), orar por misericordia, por los que hacen el mal (Lucas 23:34), orar con gratitud (Filipenses 4:6-7) y muchos otros.

No se si puedes notar el poder que tiene el orar por todas estas cosas y como realmente se relaciona grandemente con tu libertad de la atadura sexual. Primero, la atadura sexual se alimenta del corazón egocéntrico, orar por los demás quita el enfoque egocéntrico de sólo pensar en ti.

Segundo orar por los que “hacen el mal” es poderoso, en vez de pecar con nuestros ojos a cuesta de los que le fallan a Dios por la forma en que se visten, debemos pedirle a Dios por misericordia y que la salvación pueda de alguna manera llegar a sus vidas.

También debemos orar con gratitud, nuestra oración no debe ser una queja, sino una gratitud por todas las cosas que Dios te a permitido tener hasta ahora. Por las demás cosas que faltan, debes creer en la soberanía de Dios y que en su momento perfecto Dios te lo concederá, si está en su voluntad. Mientras tanto dale gracias a Dios por lo que tienes ahora, aunque no lo entiendas es perfecto dentro de la voluntad de Dios.

Él quiere que tu des pasos de crecimiento y de fe, esa es la voluntad de Dios. Pídele que te de las fuerzas para salir de la secretividad y aislamiento. Pídele que te de las estrategias de eliminar por completo un contacto venenoso que te hala hacia la lujuria. Cuéntale a Dios todo lo que estas dispuesto hacer para eliminar por completo la lujuria sexual de tu vida, estoy seguro que Él lo aprobará y te dará el visto bueno.

Abrazos y muchas bendiciones;

Joel Olivencia

PS: Reciba hoy una serie 25 Artículos Bíblicos sobre la atadura sexual y deja que la palabra de Dios restaure tu vida de toda vergüenza y dolor que la lujuria sexual a ocasionado en tu vida. Dale clic a 25 Artículos Bíblicos.

Anuncios

Acerca de Joel Olivencia, LPC.

Por la misericordia de Dios soy un hombre cristiano, limpiado con la sangre de Jesús y dispuesto aportar mi granito de arena para ayudar a combatir la atadura sexual que tanto afecta al pueblo de Dios. Deja que el Señor Jesús te ministre a través de este sitio web, inscríbete en nuestro blog, aporta con tu granito de arena escribiendo tus comentarios y compartiéndolo en las redes sociales en que participas. De esta manera ayudarás a esparcir el mensaje de la pureza en todo el mundo. Ver todas las entradas de Joel Olivencia, LPC.

5 responses to “Pedirle a Dios

  • Adiel Pinto

    Wooow a este momento me están llevando a tomar una desición sabia todos estos articulos, me estan sirviendo de una gran ayuda a sanar mi alma de la atadura sexual, bendiciones sigan adelante, estare orando por el ministerio de esta pagina bendiciones

    Me gusta

  • victor Manuel

    Excelente enseñanza.. Joel, gracias nuevamente a Dios por utilizar tu vida y ministerio para ayudarnos. Bendiciones

    Me gusta

  • fernando

    De verdad que es tremenda mente poderoso Dios padre, Dios hijo, y Dios espíritu Santo quede sin palabras al leer este artículo pues confirme que el señor Jesús da las respuestas correctas a cada una de mis oraciones, y que aunque gracias al señor yo tengo esa manera de orar por los demás también confieso que he orado quejándome y lamentandome en vez de orar con gratitud, Que unque lo he hecho pero no es con constancia así que a partir de ahora cambiaré mi forma de orar y pediré más sabiduría y inteligencia para que el señor en su voluntad me muestre exactamente eso su preciosa voluntad. Que Dios le continúe bendiciendo hermano Joel y gracias por sus artículos que de mucho están sirviendo a mi vida para la Honra y Gloria del señor Jesús.

    Me gusta

  • Juan

    Este pecado de impureza, ciertamente ciega a uno, bloquea la mente y jala a uno al egocentrismo y uno no se da cuenta, es lento, poco a poco como avanza este espíritu en uno que le da lugar en su vida

    Me gusta

Deja Tu Comentario...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: